El Vasito de la Vida

vasodelavida

Mi querido compañero de viaje (mi amor) siempre me ha dicho: vosotras las mujeres tenéis el maravilloso encargo de llevar en vuestro interior el “Vasito de la Vida”.

Cuando me escucha quejarme por los síntomas de la pre-regla, la ovulación, la regla y hasta de la post-regla, siempre me dice lo mismo << no te quejes tanto que tenéis la gran suerte de llevar en vuestro interior el vasito de la vida.>>

Pero  hasta cierto punto lleva razón, aunque a veces le contesto que ya ellos podían también ayudarnos a cargar con él, pues al final a veces pienso que MI VIDA ESTA GOBERNADA POR ESTE VASITO Y SUS HORMONAS. Toda una vida pendiente del ciclo menstrual, toda una vida pendiente de nuestras hormonas…

Llega el punto de que cuando planifico alguna actividad, ya sea un viaje, vacaciones, fiesta,…etc. de forma automática pienso en mi ciclo menstrual, pues sé de buena tinta que mis hormonas van a influir en el grado de disfrute e intensidad de tal acontecimiento.

Si lo pienso resulta que vivimos al margen de nuestra naturaleza de “CREADORAS DE VIDA”, nuestro organismo se rige única y exclusivamente por este “DON”.

Comienza el ciclo menstrual y me siento genial, conforme voy llegando a la ovulación cada vez más voy en auge:  estoy llena de energía, pletórica, super positiva, emprendedora, con ganas de comerme el mundo y  llena de deseo carnal….soy una Diosa! (o a veces pienso que una gata en celo ).

Una vez pasa la ovulación (que a veces también tengo molestias), poco a poco y según me aproximo a los días de la regla, empiezo a sentirme mal (pueden ser 10 días antes vaya!):  molestias físicas, las ganas de comerme el mundo desaparecen, apatía, cansancio, pesimismo, melancolía, posiblemente me hincho como un pez globo y de pronto…llega la “REGLA”.

Podría representar mi ciclo de vida en una gráfica, con forma de una grandísima “montaña rusa”.

Por ello llego a la conclusión de que mi naturaleza de Mujer, mi cuerpo, se queja y  se siente mal, llora la pérdida de la oportunidad de no haber sido concebida, un mes más se ha perdido la oportunidad de crear una vida, pues éste parece ser su gran objetivo cada mes.

Si esto es así, nos estamos “DESNATURALIZANDO”… pero lo siento, así es la Evolución.  Mientras mi fisiología está enfocada simplemente a la maternidad, mi mente ha evolucionado y ya no la tiene como prioridad o única prioridad. Una mujer hoy en día puede ser Feliz y sentirse totalmente realizada sin la necesidad de ser Madre. Es más, aunque seas Madre necesitarás llenar tu vida de otras “cosas” para sentirte completa y realizada.

Hemos ampliado el abanico de opciones para desarrollarnos como mujer. Ser Madre, la Familia, los Hijos, puede o no, ser el centro de nuestras vidas.

Sin duda es un avance. Aunque no puedo vivir al margen de mi Naturaleza Innata y me digo y me repito que debo sentirme dichosa por ser la afortunada de llevar en mi interior el gran “VASO DE LA VIDA” y de tener el “DON” de ser una “CREADORA DE VIDA” (por muy fastidioso que pueda resultar en ocasiones).

Y tú,  ¿cómo te sientes con tu “Vasito de la Vida”?

Ideadora BWT

zp8497586rq
zp8497586rq

4 pensamientos en “El Vasito de la Vida

Los comentarios están cerrados.